PIERNAS PARA QUÉ LAS QUIERO, ¡SI PUEDO VOLAR! 1a. parte. Autora: Uli Alapai GH

Piernas para qué las Quiero...

… debemos de cambiar nuestro pensamiento y tener dentro de nuestra meta la ayuda hacia los demás…


Uli Alapai GH (Patricia González), nos presenta un artículo más de motivación y superación personal, de amigos que han encontrado en el deporte su forma de vida y sus metas.


Corredores con causa

UNA SILLA PARA OSCAR

Entrevista con Beto Glez.

En nuestro camino como corredores vamos pensando muchas cosas. En un sinnúmero de ocasiones sacamos el estrés de la vida cotidiana, es nuestro único momento en donde nos conectamos con nosotros mismos, somos libres… Pero también en estas carreras y maratones vemos a corredores con capacidades diferentes que son un ejemplo y que demuestran su esfuerzo dando el doble de voluntad en cada kilómetro. Los admiramos, les aplaudimos, les gritamos palabras de aliento y en muchas ocasiones hasta quisiéramos empujarlos para ayudarles, son personas que van tan concentrados en su momento de prueba.

Es por eso que Beto Glez (así está en el Facebook) nos cuenta una historia que surgió de un encuentro inimaginable, donde se propuso ayudar a Oscar un joven que le demostró la valentía que tiene ante la vida y el coraje de vivirla, por lo que se ha dedicado a promoverlo para conseguirle una silla de ruedas pues no la ha cambiado desde el 2001 y ya no está en tan buenas condiciones. Su meta es recaudar fondos para que pueda correr (rodar) maratones y carreras en una silla que cubra las necesidades de Oscar, así que Beto nos cuenta algo de su inicio de corredor y como conoció a Oscar.

Beto Glz
Beto Glz

Beto, (como todos lo conocemos), es un corredor que tiene muchos amigos, y que siempre se presta para ayudar a los demás. Inició a correr desde hace cuatro años por que tenía signos de depresión y una amiga le dijo que correr era terapéutico. En ese tiempo estaban promocionando el Querétaro Maratón, se compra unos tenis que le habían dicho que eran para correr, sin embargo no eran para eso – y ríe-, así fue que empezó a trotar.

Recuerda su primera carrera de 5 km le sufrió pero después se siguió preparando, cuando le toco correr el primer maratón, fueron tantos sus nervios que llego cuando aún no habían colocado las divisiones, vio el inicio del montaje para el maratón, ahora es corredor con causa, algunos de nosotros ya hemos recibido la invitación de compartir esta imagen…

Y así, comienza su historia:

A Oscar yo lo conocí en el autobús en un viaje de Querétaro a Mazatlán en noviembre de 2015, cuando iba a correr el maratón de allá, normalmente me voy en el autobús en la parte de atrás, por la comodidad, en donde hay un solo asiento. Fue cuando me di cuenta de que había a un lado de un asiento una silla de ruedas, y lo vi, desde ahí las cosas empezaron a cambiar para mí, me preguntó que si iría a correr el maratón, y le dije que sí.

Comenzamos una charla muy amigable y me empezó a contar su historia como atleta; debo de añadir que en ese momento no quise tocar el tema del porqué el uso de la silla de ruedas, pues no me parecía adecuado; sin embargo seguimos platicando, me contó sobre cuantos maratones había corrido.

Al ir llegando al destino le pregunte sobre su hospedaje y me comento que no tenía reservado en ningún lugar y que buscaría algo (pero lo vi muy tranquilo, pude distinguir que le gusta la aventura, pues al parecer no le preocupaba el hecho de no tener hospedaje), sin embargo debido a que no tenía donde quedarse le dije – mira yo tengo un paquete en donde incluye el hospedaje- y me dijo que no pues no quería dar molestias, me pareció que era muy independiente, ahí empecé a conocer un poco la personalidad de Oscar, a él le gusta ayudar pero no le gusta que le ayuden, es decir, cuando las personas se acercan para tratar de ayudarle me dijo que le da un poco de pena; insistí un poco más sobre el hospedaje pero al ver su negativa desistí.

Personas que Tienen Mucho Corazón.
Personas que Tienen Mucho Corazón.

El día de la carrera, se dio la salida del maratón y empezó la gran travesía. Al ir corriendo yo en el kilómetro 17 él ya estaba en el kilómetro 22, lo vi en un puente y me di cuenta que le estaba costando mucho trabajo ese puente, pero no se detenía y me dio mucho gusto verlo, lo rebase y al llegar a la meta lo estuve buscando entre la multitud pero no apareció, recordé el esfuerzo que había hecho al correr este maratón o rodar como él lo diría (por su silla de ruedas), pero afortunadamente en nuestro primer encuentro intercambiamos información y me dio sus datos así como su teléfono.

No lo volví a ver hasta febrero del 2016, que me lo encuentro en la entrega de los paquetes de corredores del medio de Guadalajara, entonces nuevamente le ofrezco habitación por que igual que la ocasión pasada se había ido a la aventura, y vuelve a rechazarla, pero en esta ocasión me platico su historia de la vida personal (2da parte).

Empezamos a platicar sobre el costo de la silla y el de encontrar patrocinadores y ayuda, pero como que él se resistía, me comentaba que tenía otras prioridades y tal parecía que me daba largas con estas ideas que le planteaba, lo que pensé fue que él no quería ayuda.

Óscar Gómez Garrido
Óscar Gómez Garrido

En el maratón de Celaya también coincidimos, me lo encontré en la entrega de paquetes y vi que le costaba mucho trabajo por que había pasto y la lluvia no permitía que se movieran las llantas, pero no se rendía. Él corrió el maratón y yo medio maratón, me dio mucho gusto verlo y después nos reunimos con otros amigos, un equipo que se llaman “Los Cuatro Fantásticos” Ernesto López es quien los comanda, Batman (Bruno Díaz) y algunos otros amigos que son corredores con causa y note que se sentía bien, le comentamos que corríamos con causa y que podíamos ayudar para comprarle su silla, pero dentro de la plática el comento que también le gustaría correr con causa para recaudar fondos para comprar sillas de ruedas sobre todo a niños que tienen ese problema y que requieren sillas para desplazarse, ahí fue donde comenzó la idea.

En el maratón de Celaya, Coparmex lo entrevista ya que es patrocinador de maratón Celaya en donde no había categoría para sillas de ruedas, se le hizo la entrevista y subió al pódium por que vieron la entrega para poder llegar a la meta y la ruta complicada, la gente lo apoyo y le dio un estímulo para seguir adelante.

 

 

Óscar Gómez y su Grupo de Corredores con Causa.
Óscar Gómez y su Grupo de Corredores con Causa.

Con toda esta entrega, vale la pena buscar la ayuda para Oscar. Buscamos una fundación de corredores para poder apoyar a diferentes causas; como corredores con causa podemos ayudar y dar para mejorar, porque siempre pensamos que hay gente corrupta y gente mala y esos pensamientos no nos ayuda, debemos de cambiar nuestro pensamiento y tener dentro de nuestra meta la ayuda hacia los demás, nunca estamos solos y conocemos a personas que tienen mucho corazón.

Continuará…

 

 

 


Participa con tus comentarios abajo en este mismo espacio.

Compártelo con tus amigos y así integraremos una comunidad pensante y positiva.

Date la oportunidad de enviar lo que produce tu pensamiento a:

adobero21@gmail.com

¡Hasta el próximo adobe!

Related posts

2 Thoughts to “PIERNAS PARA QUÉ LAS QUIERO, ¡SI PUEDO VOLAR! 1a. parte. Autora: Uli Alapai GH”

  1. Anónimo

    Qué buena entrevista, la verdad es que a veces se piensa muy en cortó, y sólo se valora lo qué se hace por si mismo, el esfuerzo por entrenar, el bienestar propio, tal vez se invita y se insiste para que otras personas gocen de los beneficios del correr, pero hacerlo con causa es otro nivel, de entrada suena muy interesante, esperó más información para saber cómo hacerlo, a la par de ir sumando más compañeros, encontrar caminos de consistencia, y que no sea flor de un día, porqué necesidad siempre habrá, pero voluntad para ayudar se tiene que cultivar.

  2. Anónimo

    Lo lograremos amigo !!!! Beto eres grandioso !!!!

Deja un comentario